lunes, 17 de noviembre de 2008

LA CRISIS FINANCIERA GLOBAL: EL CAPITALISMO HA MUERTO!! (II)

Hemos estado disfrutando de una economia boyante durante casi 14 años, es decir. desde 1994. Si me apuran, desde 1998,cuando el gobierno de Jose Maria Aznar hizo posible que España entrara en el grupo "Euro" en algo más de un año, cuando el actual miistro de Economía, que entonces tambien lo era, Pedro Solbes, decía que eso era sencillamente imposible. En cualquier caso, entre 10 y 14 años de crecimiento economico, de generar dinero, de vivir mas o menos bien.

Durante todos estos años, los precios de las viviendas se han elevado hasta límites insospechados. Nos hemos endeudado en cantidades impensables para poder pagar nuestras casa, porque el tipo de interés nos lo permitía. Pero nadie, ni los constructores, ni los bancos, ni el gobierno, ni los compradores de las casas, se plantearon nunca que consecuencias tendria este comportamiento.


En paises como España, además, la cultura general es "que el gobierno lo arregle". Es decir, nadie se siente involucrado o en todo caso con posibilidades de cambiar algo. Simplemente, hay que intentar "sobrevivir" lo mejor posible. Se nos olvida que los gobiernos los pone y los quita el pueblo, y que una sociedad civil debidamente organizada, es capaz de actuar entre elecciones, llamando al orden a cualquier gobernante, y obligando a cambiar lo que sea necesario. Claro, es más "cómodo"echarle la culpa al estado, o al gobierno de turno, que mirarse a uno mismo, y reconocer que, como los de Lehman & Brothers, cada uno hemos buscado, a nuestra medida, el beneficio propio, y por tanto, hemos contribuido,proporcionalmente, a crear la situación actual.


Para explicarlo de un modo muy simple, digamos que cada casa que hemos comprado, ha generado una hipoteca. Cada hipoteca pagaba al constructor, que a su vez pagaba a sus trabajadores y proveedores. Los proveedores, a su vez, pagaban los salarios de sus trabajadores. Con ello, el dinero de nuestras hipotecas, se destinaba a pagar los costes principales del sector de la construccion y de los proveedores de este sector: los salarios.

De estos salarios, el 70% aproximadamente se destina a consumo. El pago de vivienda o de deuda, nunca debe superar, para las rentas medias, el 30% ó 33% de la renta disponible de una familia, como todo banco sabe. Por tanto, el 70% restante, más o menos, se destinaba a consumo. Y la mayor parte de los bienes de consumo del mundo occidental, se producen en Asia, esencialmente en China, Taiwan, Corea, y la India.

Hasta hace no mucho tiempo, el dinero que llegaba a estas economias, volvía al mundo occidental en forma de pagos de deuda, importaciones de productos, etc, es decir, via balanza de pagos. Pero decadas de produccion occidental en estos paises, finalmente, han producido un aumento paulatino de su nivel de vida, generando con ello un aumento de su demanda interior, un aumento de su consumo interior. Gracias a este aumento, ha sido posible empezar a producir para si mismos, lo que antes compraban a los paises europeos. En definitiva, que los paises asiaticos, y también los paises emergentes, han comenzado a repartirse el pastel económico y financiero con Europa y Estados Unidos. Y eso nos lleva a una situación muy simple: el trozo de pastel al que tocamos cada uno, es ahora sensiblemente mas pequeño.

Hasta ahora habiamos vivido en una especie de sueño, disfrutando de un confort basado en la pobreza de los paises africanos y asiaticos, principalmente. Ahora, estos paises han comenzado a levantar cabeza, y reclaman lo que les corresponde. Este es el aspecto de la globalización que casi nadie se esperaba.

El reto para occidente, es ser capaz de encontrar un modelo económico realmente global, que de cabida a los paises Asiaticos, y que a diferencia del pasado, no puede basarse en la productividad que se genera por la diferencia de salarios entre Asia y Europa, sino en la capacidad de incrementar la productividad via creatividad e innovacion.

Este reto se ve amenazado por dos tendencias opuestas y complementarias:

>
  • La primera es que las corporaciones Asiaticas, comiencen a comprar empresas occidentales y a imponer su modelo social. En Asia, un porcentaje minoritario vive con un alto standard de vida, mientras que la mayoria de la poblacion vive en la mas absoluta pobreza. Es decir, que los ricos son ricos gracias a que la mayoria son pobres. Si esto es lo que va a venir a Europa, empiecen a imaginarse cuales podrían ser las consecuencias.
  • La segunda opción será (tal y como hemos visto tras la reunión de Washington del G-20) la creación de un gran organismo mundial de control de las finanzas y el dinero, y probablemente, antes de lo que pensamos, la creacion de una moneda mundial única. Esto nos llevaria a considerar la economia y las finanzas como algo dictado por una especie de casta sacerdotal economica, por encima de gobiernos y paises, con los que no se puede discutir. La economía considerada como un fenomeno más alla del ser humano. Intenten imaginarse como sería si el Banco Mundial dice que hay que trabajar 80 horas a la semana porque la productividad de su pais o de Europa es muy baja, comparada con China, y esta decision no depende ya de su gobierno. ¿Como se siente al imaginarlo?...


...les van entrando ganas de hacer algo al respecto??.....



Continuara.....

P.D.: Algunos link relacionados con este tema...

http://www.iade.org.ar/modules/noticias/article.php?storyid=1906


http://www.elnuevodiario.com.ni/opinion/32569